¿ES TAN GRANDE LA ENFERMEDAD? INFLUENCIA DE EDICIONES LIMITADAS-COLECCIONISTA

Este año me tomé unas vacaciones más o menos largas (no sé si tan merecidas) y las disfruté a concho, pero esto no significa que no me llevé trabajo a la casa, ya que igual me craneé pensando en algo que me mantiene más  o menos intranquilo desde hace ya harto tiempo y hoy vengo a exponer mi mal estar.

Todo esto comienza con la intensificación de mi faceta de jugador por ahí por el año 2008, cuando comencé a comprar juegos de manera permanente, y paf, llegó la pebreza pobreza, por lo que tuve que comenzar a seleccionar de mejor manera qué títulos compraba y cuáles no, (Asumiendo obviamente que de elegir alguno, tendría que ser el que más me gustase) todo estaba bien en ese momento, hasta que conocí lo que eran las Ediciones Limitadas-Coleccionista, cosa que me llevó a no sólo elegir el que más me gustara, sino que también tenía que hacer la comparación de cuál me daba más cosas.

A lo largo de los años muchas ediciones limitadas han pasado por mis manos, algunas siguen conmigo, otras se fueron, y como siempre, no todo fue color de rosa ya que caí en la enfermedad y comencé a comprar más por lo que traía el juego que por el juego en sí, cosa que considero está muy, muy mal, e incluso en ocasiones el juego no traía más que un OST muy RANCIO (TE HABLO A TI ATLUS) pero la cajita de cartón era muy tentadora.

 Creo de forma fehaciente que esta fue mi peor compra de todos los tiempos.

 

Hoy en día la cosa no ha cambiado para nada, y aún no sé medirme, pero al menos soy un poco más crítico y por lo menos SÉ que si el juego es un bodrio no hay que comprarlo, aunque traiga cosas bacanosas, pero de todos modos he hecho algunas excepciones con algunos juegos que para mi sorpresa han terminado por gustarme al fin y al cabo.

Entre las cosas del último tiempo que puedo y quiero mencionar, no puedo dejar atrás Legend Of Legacy, un juego que brilló no por su calidad, no por ser un juego, si no por contar con una caja enorme y una edición “limitada” de lanzamiento que impulsó a muchos a comprarlo y luego arrepentirse de haberlo hecho, acto seguido intentar venderlo (Saludos al amigo “T”), con esto de ninguna manera quiero decir que el juego es malo, sólo quiero exponer la influencia que tiene sobre nosotros el hecho de que un juego venga con un regalo y no sólo sea un juego (Sin manual por lo demás.)

Probablemente con el peor nombre que un juego ha tenido y una de las mejores ediciones de lanzamiento.

Puedo afirmar sin duda alguna que las ediciones limitadas y coleccionistas son un impulso positivo para el jugador en cuanto a tomar la decisión de la compra se refiere, pero también hay que considerar el factor aumento de precio por las cosas que se incluyen en la limitada y la calidad de estas, ya que si el cambio es muy abismal o se optará por comprar la edición normal o simplemente no comprar nada.

Ahora bien, quiero dejar sobre la mesa y a modo de discusión el hecho desagradable, mala clase, daña honra y marica que es la alteración de las ediciones cuando se efectúa una localización, porque muchas veces nos hemos topado con el ” ¿POR QUÉ EUROPA TIENE ESO Y AMÉRICA NO?” ó “LA EDICIÓN JAPONESA TIENE MUCHO MÁS AMOR, QUÉ INJUSTICIA” ¿Y quién puede ser mi mejor candidato para exponer esto? pensemos… ya hablé de nuestro amigo LoL, el cuál es a clara vista un intento descarado de parecerse a Bravely Default, ¡BINGO!, Bravely Second End Layer, continuación del por muchos aclamado como mejor RPG de N3ds, pero que al mismo tiempo nos mantiene con el alma en un hilo al ver todas las modificaciones (Censura) que se le está haciendo a la versión Occidental del videojuego (También se censuró el artbook.), sólo porque Nintendo de América cree que somos niñitos. Retomando, Bravely Second End Layer cuenta con una de las ediciones coleccionistas más lindas que he visto en el último tiempo, pero esto claro está, en Japón, seguida de cerca por la versión Europea y como -casi- siempre, al final está la Americana. Esto sólo nos deja un mal sabor de boca, sumado al hecho de que la música no es la misma que oímos en BD y las toneladas de censura que tendremos…¿Valdrá la pena comprarlo?. Acá la versión Japonesa:

La versión Americana cuenta sólo con Ost y Artbook( 280 pag).

Ya para ir terminando me gustaría dejar un mensaje de agradecimiento a todos esos developers y publishers que crean ediciones de lanzamiento con muchas cosas hermosas sin cobrar un peso más de lo que se cobraría por la versión normal (Muchas gracias Marvelous-Tamsoft, atentos a Senran Kagura Estival Versus /o/ ) cosa que nos motiva al 1000% a dar el sí a la compra de sus juegos, al fin y al cabo todos ganamos y el mundo es feliz.

Me despido agradecido de su tiempo de lectura y quiero dejar “2” preguntas para todos:

-¿Es influyente en su decisión de compra el anuncio de una edición de lanzamiento-limitada-coleccionista?
-¿Cuál es su edición especial favorita? ¿Cuánto les costó? ¿Los hizo felices?



Tutturu~
Amante de Blazblue y los juegos de ritmo. No veo monos chinos pero sí los juego.