Valentina Arismendi

Me gustan los monos chinos, y los chinos.

Totsukuni no shoujo: Lo bonito y lo oscuro

Llegó al fin el día de darnos un tiempo para apreciar algo tan bonito como Totsukuni no shoujo, o La pequeña forastera, como es llamada por la editorial española Ecc...

right in the loneliness: My love don’t cross that river

Me siento con la necesidad de contarles lo maravilloso que puede llegar a ser algo tan simple como un documental sobre dos personas que se aman. En un mundo culiao donde...

Monos chinos para el corazón: 3-gatsu no Lion

Escrito y dibujado por Umino Chika (Hachimitsu no clover) 3-gatsu no lion mantiene el dibujo característico de la artista, pero se diferencia por lo mucho más que...

The Promise Neverland y su mentira.

Después de un receso un poquito muy largo hemos vuelto al fin. Ha pasado el tiempo y con cada manga y cada capítulo no me he aguantado la ganas de querer compartir con...

Horimiya is Love, Horimiya is Life.

Horimiya empezó como Hori-san to Miyamura-kun, un webcomic publicado desde el 2008 en la revista Gangan Online de Square Enix, también tiene una serie de tres...

The Perfect Insider: El anime llegó a su fin

A principios de este año se anunció con bombos y platillos (según yo) el estreno de The Perfect Insider, también conocido como Subete ga F ni naru, una adaptación...

Animal Crossing: Not so much an Amiibo Festival

El 13 de noviembre llegó, y para muchos sólo se trató del Amiibo de Mewtwo, pero para mi no. Llegué a la pega y lo primero que hice fue comprar mi arsenal de Amiibo...